Entrega de Camisetas y Ropa, Diriomo

Existe una estacion del tiempo para cada proposito: Tiempo de nacer…Tiempo de crecer y morir…Y Tiempo para entregar…UNA SONRRISA!!! Ya nacimos, continuamos creciendo, y plantamos la semilla del amor, hoy cosechamos juntos, y celebramos juntos al momento de verle una sonrrisa a ninos completamente marginados.

El pasado 2 de Julio, viajamos a Nicaragua, y visitamos en Diriomo dentro, asentamientos de humildes moradores. Pudimos ser testigos de la triste y muy lamentable forma de vivir en una comarca donde las familias acinadas, conviven en un pedacito de tierra, con viviendas de solamente horcones de madera, forradas con plastico y algunas, con laminas de zinc por techo.

En diferentes viviendas preguntamos cuantas personas habitaban y casi en todas, la contestacion fue de que ahi convivian hermanas con sus parejas y sus respectivos hijos, de tres a cinco hijitos cada hermana, todos los ninos, de similar edades desde tiernos en brazos de sus madres, hasta los 9 anos de edad.

Visitamos la comunidad por la manana y preguntamos donde estaban los ninos mas grandecitos, la contestacion fue de que asistian a la escuela pero que tenian que caminar larga distancia por que no habia escuela cerca de ellos. Continuamos la andanza, y esperamos hasta que los escolares regresaran a sus casas. Asi fue de como pudimos conocer de los estudiantes, algunos regresaban a sus viviendas y permanecer solos hasta la noche que regresaran sus padres de sus trabajos. Pudimos verle la sonrrisa a cada nino/nina y a sus madres, que nos daban las gracias por lo poco que entregábamos.

Esta es la corta historia, con descripciones de como viven la mayoria de familias nicaraguenses, con alegria en sus rostros pero tambien era visible su inmenso agradecimiento por vernos presente en un gesto de hermandad. Fue una experiencia de hermandad unica, vimos como ninos sin egoismo alguno en su corazoncito decia, “a mi no me queda pero al que vive en la otra casa si”. Que leccion, que sentimiento limpio de egoismo alguno, nos diera este nino de tan solo 9 anitos de edad.

Amigo lector, paisano mio que abres esta pagina, involucrate, unete a este gesto solidario quizas para valorar lo poco o mucho que la vida te ha podido regalar. Unamos brazos, sentimientos y voluntades para continuar esta labor que debe ser de todos los mejor afortunados. Muy agradecidos por las donaciones de la familia Perez (Annielka) y Nica Printing (Byron Cabrera y hermanos) que ambos nos donaron ropa para estos ninos/ninas.

dsc_1126

dsc_1160

dsc_1211

dsc_1228

dsc_1238

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *